16 junio 2013

Murdoch y sus problemillas

Las operaciones televisivas de Rupert Murdoch en el Reino Unido, el consorcio de canales por satélite BSkyB, se han enfrentado a dificultades de organización interna y a un descenso de audiencia que oscurecen las buenas perspectivas económicas anunciadas el año pasado.

LA cuota de audiencia en el Reino Unido de BSkyB ha descendido, del 23% obtenido durante los primeros seis meses de 1992, hasta el 18,4% de 1994. Sky One, la cadena generalista y buque insignia de la oferta por satélite, ha pasado del 7,5% en ese periodo de 1992 al 5,6% de 1994. Sky Movie Plus, por su parte, ha pasado del 6,2% al 3,9%. Las minoritarias y culturales BBC2 y Channel 4, criticadas en su día por Murdoch por ser demasiado elitistas, han superado a Sky One.

Algunas de las causas que han contribuido a esta pérdida de audiencia han sido la floja programación de películas en Sky One y The Movie Plus, y la decisión de codificar el paquete de canales Sky-Multi Channel.

Los Simpson, uno de los programas más populares de Sky One, ha perdido este verano la mitad de su audiencia. La ofensiva de la cadena ha empezado por arrebatarle a Channel 4 uno de sus programas de más audiencia, El show de Oprah Winfrey.

Las optimistas previsiones que se barajaron para la industria audiovisual británica tras la explosión del cable y el satélite en todo el mundo no se han cumplido. Se esperaba que la mitad de los británicos deberían de estar conectados al cable para 1994 y esta cifra apenas alcanza un quinto de los hogares.

Entre 1992 y 1994, las emisiones terrestres, con un 67,9% de la cuota de audiencia en 1994, frente al 32,1% de las emisiones no terrestres, apenas han perdido audiencia (tenían un 68,8% en 1992), a pesar del aumento espectacular de la oferta por TV vía satélite y de la venta de antenas parabólicas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Etiquetas